lunes, 27 de abril de 2009

ORIGIN

Después de que se filtrara por la red una copia de trabajo hace cosa de poco más de un mes esta semana se estrena por fin en cines la esperada X-Men Origins: Wolverine. Y como no podía ser de otra manera en lecturas reCOMICdadas hemos preparado un especial sobre el personaje a través de cinco lecturas que hemos pensado son representativas sobre el mutante más famoso. Especial que lo es por razón doble, ya que durante esta semana, y a través de dos de las recomicdaciones volvemos a tener entre nosotros a Mario (APLAUSOS por favor), que escapa momentáneamente de su jubilación anticipada para echarme una mano. Esperamos que lo disfrutéis.

Nuff Said!


Guión: Jenkins, Quesada & Jemas

Dibujo: Kubert & Isanove

Editorial: Marvel

Formato: HC. 160 Páginas

Precio: $34.95

Calificación: 6.5/10

Recuerdo que cuando Quesada y Jemas (del que los aficionados ya empezaban a estar cansados por aquél entonces) anunciaron de forma muy enigmática este Origin, internet se convirtió por unos meses en un hervidero de comentarios y elucubraciones acerca del proyecto - algo parecido a lo que pasaría pocos años después con el 1602 de Gaiman, por poner otro ejemplo - y lo que este iba a relatar. Cuando por fin se supo que ambos actuarían como autores de la trama y Jenkins "firmaría" un guión que pretendía narrar el pasado de Lobezno, el fervor se convirtió en insoportable. Había opiniones para todos los gustos, desde aquellos que afirmaban que tras los muchos años que habían pasado desde Weapon-X ya era hora de que se comenzarán a desvelar los secretos del personaje, hasta los puritanos que se rasgaban las vestiduras porque aquello era una afrenta contra los lectores fieles que siempre habían creido que el pasado del mutante sería intocable por siempre, pasando por los muchos que, como un servidor, veían la maniobra como una estratagema comercial más para sacar los cuartos a los coleccionistas y esperaban con cierto escepticismo una historia que, probablemente, no pasaría de lo anecdótico.

La salida del primer número no hizo sino acrecentar todas las posiciones extremas: los que querían saber más comenzaban a quejarse por la aparente broma pesada que salía de La Casa de las Ideas; los puritanos respiraban medio aliviados al comprobar que la cosa no iba a ser lo que ellos pensaban; y mientras, ¿qué hacíamos los escépticos?. Pues al margen de reirnos de todas las posturas blancas y negras, expeler un sonoro ¿¿¡¡PQC!!??. A ver, no me malinterpreten, la poca información que se había podido ver por la red no daba para llegar a hacerse una idea de lo que Quesada y cía. estaban cociendo. Pero si habían dicho que iban a desvelar el pasado de Logan, lo que menos se podía esperar uno es que ese pasado fuera el que parecía que nos iban a relatar en Origin: el nacimiento del mutante como tal y no lo que, en teoría, todo el mundo estaba esperando, lo que había pasado hasta llegar a Weapon-X y lo que sucedía entre esta y la incorporación del canadiense a las filas de los X-Men.

Completada la miniserie de siete números y leída un par de veces desde entonces, las impresiones sobre la misma no han variado en exceso, siendo su mejor virtud el magnífico trabajo que hacen Andy Kubert y Richard Isanove y el defecto más olvidable el folletín que idean Quesada y Jemas, siendo la labor de Jenkins la de un mero "mandao" que completa huecos sin más. Del personal y reconocible trazo de Kubert y su académico storytelling poco se puede decir que no sea comprobable en su incontables trabajos, tan sólo hay que comentar que en Origin, su trazo a lápiz es directamente completado sin necesidad de tintas por Isanove, mediante un proceso que desde entonces hemos visto muchas veces aplicar sobre el arte de Salva Larroca en los mutantes o Pasqual Ferry en Adam Strange.

Pero por mucho que la bella pátina visual de Kubert e Isanove llegue a deslumbrarnos es difícil ignorar el culebrón venezolano que Quesada y Jemas idean. No hay apoyo posible en las páginas de Origin que pueda sustentar la historia que los polémicos ejecutivos de Marvel pretenden meternos con calzador: arrancar la narración con los personajes siendo infantes para luego convertirlos en adolescentes y plantear un forzado triángulo amoroso; engañar a los lectores (o al menos pretenderlo) desde la primera página para que este juegue a un lamentable quién es quién tratando de averiguar la verdadera personalidad de Logan; hacerlo todo rodeado de un aura de melodrama barato con tintes brontescos, pasar después a una serie de números en los que el ritmo languidece hasta el hastío para terminar de forma abrupta y en muy pocas páginas lo que ha costado excesivas viñetas relatar....en fin, que creo que no hace falta decir mucho más para hacerse una idea de lo pobre de un guión que, para más delito, intento venderse - y así llegaron a rezar algunas de las críticas publicitarias - como un cómic a la misma altura de Maus y Watchmen. Sinceramente, no hay quien se lo crea.

Sergio Benítez (151)

7 comentarios:

Nacho dijo...

A mí éste Origin ya me pilló desvinculado de los mutantes y sólo puedo hablar de él "de oídas". Quizá debería echarle el ojo en la pantalla del computador, pero me da pereza.

Lo que sí que puedo afirmar rotundamente sobre la última afirmación que pones es que no sólo está a la misma altura que Watchmen, sino que supera a Maus. Yo he visto las tres obras en mi librería y es totalmente cierto. A no ser que la comparativa con Watchmen sea con la edición Absolute, en cuyo caso sí que es cierto que éste Origin no tiene tanta altura.

Saludos!

sebelo2 dijo...

Hombre, si la cosa es por tamaño entonces Maus tiene las de perder fijo ;).
Saludetes Nacho,
Sergio

Marione dijo...

Hombre. Anda que no te has quedao agustito. No se. Yo este Origin me lo relei hace poco y me parecio muy buena relectura, que ya lleva unas cuantas. El problema como siempre son las comparaciones, que si Arma-X, Watchmen, ¿¿¿¿Maus????

Yo desde tiempos de Image, en los que la expresion Obra Maestra se utilizaba en todos sus anuncios y, por supuesto, se devaluo de manera bestial, intento no llevarme demasiado por la publicidad y mucho menos por los mencionados hervideros de comentarios que se forman en Internet.

Si es que a todos los que tienen un blog de opinion habria que cortarle los *¿"#@.

Saludacos

sebelo2 dijo...

Uyuyuyuyuyu lo que ha disho. Pues ahora no te publico las recomicdaciones de esta semana, ¡ala! ;P.
Y con lo de Maus yo también me quedé a cuadros, pero palabrita que es lo que viene en la contraportada del tomo que tengo.
Saludetes,
Sergio

Caracrater dijo...

Pues para sorpresa del personal, este comic lo tengo !!!! si señores lo tengo porque me lo regalaron, todo sea dicho. Y la verdad que no puedo escribir nada porque no me acuerdo de nada. Para poder decir algo debería releermelo y como comprenderan, amigos, no esta el horno para bollos.
Saludos.

Nacho dijo...

Sergio reseñando pijamismo regularmente, Toni con un tomo de pijamismo... Seguro que si me doy un paseo por la playa me encuentro La Giralda medio enterrada en la arena mientras unos monos azotan a la gente con látigos.

Aaaarrrghhhh!!! Quiero volver a mi universooooo!!!

Saludos!

sebelo2 dijo...

Ahí, ahí, "Er Praneta de loh zimioh"...jejeje.
Y es normal que no te acuerdes Toni, de hecho, es más que probable que de aquí a unos años no me acuerde ni yo ;).
Saludetes a los dos,
Sergio desde el reverso pijamero del tebeo.