martes, 3 de febrero de 2009

BATGIRL AÑO UNO

Guión: Chuck Dixon y Scott Beatty

Dibujo: Marcos Martín

Editorial: Norma

Formato: Tapa Dura 214 Páginas

Precio: 21 € ( o 10 € de saldo)

Calificación: 8.5/10

Desde que el mundo es mundo y los dinosaurios pasaron a mejor vida, el ser humano siempre se ha caracterizado por su sed de conocimiento. Cosa que en algunos casos muy concretos ha derivado en el cazueleo. Ésto no pasa desapercibido en el mundo historietil. Para saciar esas ansias de vouyerismo biográfico nacieron los Año Uno, una formula bien sencilla que por lo general nos cuentan como nació tal o cual personaje. Que empujó a Bruce Wayne a ser Batman, a Oliver Queen coger un arco o a la hija del comisario Gordon a emular al justiciero de Gotham.

Hace ya algún tiempo que el Robin Año Uno pasó de manos de Sergio a las que están escribiendo en este momento. Recuerdo que la lectura me pareció bastante entretenida, una historia muy bien contada que en principio tampoco me iba a aportar nada nuevo. Pero mira tú por donde que sí que tenía alguna que otra sorpresa escondida.

Y es que la forma de narrar la historia por parte de los guionistas Chuck Dixon y Scott Beatty es de lo más amena e interesante. La acción empieza en medias res, con la historia medio empezada, y es a base de flashbacks que nos ponemos al tanto de cómo han llegado hasta ahí los personajes. No es nada nuevo, pero que bien les queda está técnica en su guión.

Barbara Gordon tendrá que jugar duro, primero para evitar que su padre descubra todo el pastel y segundo, para convencer a Batman de su valía. En su camino se cruzarán villanos de segunda como Polilla Asesina o Luciérnaga, aliados inesperados como Canario Negro, mafiosos de medio pelo, compañeros de trabajo bastante frikis y una estupenda galería de secundarios, que al fin y al cabo son los que aportan los detalles más memorables de la miniserie.

Pero sin lugar a dudas, lo que brilla con más fuerza en esta obra son los dibujos de Marcos Martín. Si en el antes mencionado Robin Año Uno, ya metía mano, en este Batgirl se encarga él solito de los lápices. Y para que negarlo, el resultado final supera al de su predecesora. Siendo Javier Pulido y Martín dos dibujantes de estilos semejantes, el último tiene algo que le falta al otro. Solo hay que comparar las dos obras para darse cuenta de ésto, que Martín va un par de pasos por delante de muchos.

Ojala nos encontremos con más obras de este tipo, siempre y cuando nos cuenten una historia tan buena como ésta, y eso que en principio, el personaje no es que tuviera mucho interés, al menos para mí. Ya se sabe que no hay malos personajes sino malos equipos creativos y de éste no me importaría comprarme el Carmen de Mairena Year One. Yo creo que les quedaría bastante salao. ¿Qué no?

Marione (57)

6 comentarios:

EinnDc dijo...

Por desgracia el Carmen de Mairena Year One se lo han encargado a Jeph Loeb así que supongo que no te gustará ;D

Tonterías aparte, coincido totalmente contigo. Una delicia gráfica con un guión inicialmente simple e intrascendente pero muy entretenido.

Da igual la continuidad, no importa qué pasó antes o qué le ocurrirá después a Barbara. La historia se sostiene por sí misma y hace pasar un buen rato.

Al fin y al cabo es lo que se pretende ¿no?

Saludos!

sebelo2 dijo...

Coincido con Mario en lo de Marcos Martín: un dibujante genial que aquí se luce una barbaridad (y en Doctor Extraño Juramento aún más).
Saludetes
Sergio

Marione dijo...

Pues sí que es una pena que no se lo hayan encargado a estos tres.

Por cierto, no me he leido toda la produccion tebeistica de Jeph Loeb, lo que me he leido me ha parecido bastante bueno, mi pregunta es: ¿Por que todo el mundo le da hasta en el carné de identidad?

¿No estais siendo un poco crueles con el hombre?

Y bueno, lo de Marcos Martin en el Doctor Extraño no tiene nombre. Bueno sí, peaso dibujo.

Saludazos!

EinnDc dijo...

Vamos a ver Mario, no niego que Loeb tenga algunas cosillas que no estén mal, pero si tengo en cuenta el total de comics que he leído de él el porcentaje no es muy elevado.

Podríamos decir que casi todas sus colaboraciones con Tim Sale merecen la pena pero ¿y el destarifo de su Superman y Batman? ¿El tercer volumen de Ultimates? Por poner un par de ejemplos...

Saludos!

Marione dijo...

Mira tu por donde que ahi me has cogio.

Da la casualidad que esos dos ejemplos que me dices no me los he leido.

De todas formas coincido contigo en lo de las colaboraciones con Sale.

Saludos

sebelo2 dijo...

Da igual que te hayas leído o no los Ultimates 3, la sensación es la misma ;P. Así de chungo es el cómic.
Y coincido con vosotros en que cuando está con su amigo Sale, al menos sabe controlarse.
Saludetes
Sergio