viernes, 28 de noviembre de 2008

CUADERNO de TORMENTAS

Guión y Dibujo: David Rubín

Editorial: Planeta DeAgostini

Formato: Libro Cartoné. 112 Páginas

Precio: 12.95€

Calificación: 10/10

Hay obras de arte de las que mejor sería no hablar....

Y no me refiero a aquellas que una vez contempladas hacen que desees convertirte por unos segundos en protagonista del Farenheit 451 de Bradbury para así poder quemarlas sin remordimientos de conciencia. No. Me refiero a aquellas que están tan sujetas a tu acervo cultural, tus inquietudes y tu forma de ver la vida que por mucho que uno quiera, sacar conclusiones medianamente objetivas (algo que en el arte es tremendamente complejo) se antoja casi un deporte de riesgo.

Cuaderno de Tormentas es una de esas obras de arte. Y menuda obra.

Con el aviso de que lo que sigue a continuación es una apreciación mucho más subjetiva de lo que ya lo son las que hasta ahora hemos vertido por aquí, y avisando de que la nueva obra de David Rubín es una de las mejores lecturas de este año que está a punto de acabar, adentrémonos someramente en el apasionante mundo de Ciudad Espanto.

El propio Rubín lo dice en su estupendo blog, Cuaderno de Tormentas es una honda reflexión acerca del proceso creativo de un cómic y del tortuoso camino que entraña pergeñar una obra. Pero yo iría un poco más allá pues, al margen de la implícita lectura derivada de dichos comentarios y que las páginas de la obra del artista reflejan de un modo brillante, en Cuaderno de Tormentas vive uno de los ejercicios imaginativos más geniales y sobresalientes que me he podido encontrar en un tebeo en los últimos tiempos. Imposible de separar en lo que a sus vertientes escritas y gráficas se refiere (el volumen es un todo y al mismo tiempo muchas partes en las que la unidad argumental-visual no es divisible), un análisis pormenorizado de cada uno de los capítulos de la obra de Rubín propone un juego entre lector y lectura que ya anuncia el original índice de capítulos, un perverso tablero del juego de la Oca que lleva inexorablemente al lugar donde la historia comienza, la "muerte" del personaje.

Metáfora del fin de la inspiración como punto y a parte en el proceso de creación, la muerte del personaje no es sino la consecuencia lógica del particular descenso a los infiernos que David Rubín efectúa con este Cuaderno de Tormentas. Cual Dante, el artista español nos describe un mundo que, por encima de todo, refleja una imaginación PORTENTOSA por su parte, un ejercicio de creatividad inmenso que deja al lector tan atrapado en cada página que el ritmo de lectura muchas veces se torna en frenético. Es imposible (o al menos para mi lo fue) sentarse a leer este cómic y no acabarlo de una tacada.

Podría seguir alabando las virtudes de Cuaderno de Tormentas entrando a diseccionar de forma minuciosa todos y cada una de los lugares imaginarios que Rubín crea para mayor disfrute de un lector que al acabar tan intensa experiencia debe reflexionar sobre lo leído. Pocas veces se nos permite convertirnos en privilegiados espectadores de eso que tantas dudas nos plantea, ¿de dónde viene la inspiración?, ¿cómo se le ocurren a los guionistas de cómics las ideas que después tanto nos entretienen?. Cuaderno de Tormentas es una respuesta de las muchas posibles, una respuesta que encierra una miríada de matices, un inmenso caleidoscopio que permite volver a mirar por él sin caer en ningún momento en la reiteración o la monotonía.

Hay obras de arte de las que es mejor no hablar...Cuaderno de Tormentas es una de ellas. Salgan, cómprenla. Experiméntenla y comprobarán porque decía al principio que es una de las mejores (si no la mejor, con permiso de Arrugas) lecturas de este 2008.

Sergio Benítez (70)

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Lo he reservado, me ha encantado la reseña, hace tiempo que incorporé tu página a mis favoritos.
Miguel

sebelo2 dijo...

Gracias por el halago.
Espero que te guste tanto como lo que he querido reflejar en la recomicdación.
Un saludo y bienvenido,
Sergio

Angux dijo...

Otro que tengo como compra para el expocomic.
10/10 no hay más que decir. Seguro que disfrutaré con su lectura.

Un saludo.

sebelo2 dijo...

A mi me ha dejado de piedra...y eso que es lo primero que leo de Rubín. Ya tengo ahí sacado el tomo de La Tetería para meterle mano este fin de semana.
Ya os contaré.
Saludetes,
Sergio

Caracrater dijo...

Hola.

Lo que leí anteriormente de Rubín me llamo la antención pero no llegó a calarme hondo pero este último tiene una pinta insuperable.

Comentar que creo que acerbo es con v.
Ciao.

sebelo2 dijo...

Gracias por la corrección, se me pasó por completo.
Saludetes Caracrater,
Sergio